¿Qué debes saber antes de operar con CFDs?

operar con cfds

Los contratos por diferencia, son un instrumento financiero que en recientes tiempos ha ganado popularidad. Al operar con CFDs, los operadores pueden especular acerca de los movimientos del mercado acerca del precio de un activo subyacente. Esto permite obtener beneficios tanto en las fluctuaciones ascendentes como descendentes. Este tipo de instrumentos conllevan una gran cantidad de riesgos que deben manejarse con conocimiento y precaución, por lo que es preferible que sean utilizados únicamente por operadores experimentados.

¿Cómo funcionan los contratos por diferencia?

Un contrato que se da entre un operador y un corredor que ofrece contratos por diferencia se conoce como CFD. Estás de acuerdo en cancelar el precio del activo en el mismo momento en que se cierra un contrato por diferencias cuando compras uno. Pagas al operador por la diferencia entre el precio del activo cuando lo adquiriste y su precio actual cuando vendes CFD.

Ventajas de los contratos por diferencia

Hay múltiples ventajas que ofrecen los contratos por diferencia para aquellos que deciden operar con este tipo de instrumentos. La primera de ellas es el apalancamiento, permitiendo maximizar las ganancias al mismo tiempo que se busca poder mantener las pérdidas a raya.

Es posible con este tipo de instrumentos operar en corto o en largo. Cuando se opera en corto se busca la posibilidad de obtener ganancias cuando el precio del activo cae, a diferencia de otros instrumentos que no permiten este tipo de funcionamiento. De igual forma, es posible operar en largo, buscando el incremento del costo del activo para generar ganancias como se hace con frecuencia en el mercado financiero normalmente.

Operar con CFDs vs. Operar con Futuros: 5 diferencias básicas

De igual forma estos instrumentos ofrecen enormes niveles de flexibilidad. Se puede operar con contratos por diferencia utilizando acciones, índices, materias primas e incluso divisas a través del mercado Forex. La flexibilidad para este tipo de instrumentos es única.

Una de las ventajas más destacadas, es que no tienes que tener ningún activo en propiedad. De esta manera se evitan algunos de los costes y complejidades de tener un activo en propiedad, como el impuesto sobre actos jurídicos documentados y los dividendos.

Desventajas de los contratos por diferencia

La operación con los contratos por diferencia también tienen una serie de desventajas que deben ser consideradas antes de comenzar a operar. La primera que se debe considerar siempre es el riesgo que conlleva el apalancamiento. Este puede magnificar sus ganancias, pero también puede magnificar sus pérdidas. Si el mercado se mueve en su contra, podría perder más dinero del que invirtió. Por eso este instrumento no es adecuado para principiantes que no sepan determinar los momentos adecuados del mercado.

Al operar con CFDs usando apalancamiento, es necesario depositar un margen, que es un porcentaje del valor total de su posición. Si el valor de su posición cae por debajo de un determinado nivel, es posible que se le pida que complete su depósito de margen o se cerrará su posición.

Tenemos que considerar de igual forma los costos asociados a las transacciones y los operadores. Los brokers de contratos por diferencia cobran una serie de tasas, incluyendo diferenciales, comisiones y gastos de financiación a un día. Estas comisiones pueden mermar sus beneficios, por lo que es importante tenerlas en cuenta a la hora de decidir si operar con CFDs.

Conclusión

Los contratos por diferencia son una herramienta extremadamente útil para traders que conllevan una experiencia comprobable, ya que definitivamente estos no son instrumentos para principiantes por el enorme riesgo que conllevan. Si usted desea iniciarse en el mundo de los contratos por diferencia, lo primero que debe hacer es verificar si son legales en su país ya que no son legales en todos los países. Segundo es importante que usted haga syu investigación, ya que como ya hemos mencionado anteriormente, no son instrumentos del todo sencillos y deben ser reservados para operadores que tengan claro dominio del panorama y sepan cómo minimizar las pérdidas.